Xenophon-On horsemanship sp

Una selección de refranes del libro “On Horsemanship” por Jenofonte, traducidos libremente por Victor Ros.

“Una casa seria poco útil, por bonito que sean sus plantas superiores, si los cimientos no son los que deberían ser, por tanto habría poco que sacarle a un caballo, particularmente uno de guerra, si no esta sano sus pies, a pesar de otros puntos de excelencia, ya que no podría convertir ninguno de ellos a buena cuenta.”

“A la vez molestias deberían ser tomadas por parte del propietario para asegurar que el potro es manso, tratable, y afectivo, cuando se le entrega a un entrenador profesional. Es una condición que mayoritariamente se puede llevar a cabo  en casa y por el mozo – si sabe hacer que el animal conecte hambre y sed y la molestia de moscas con estar aislado, y a la vez comida y bebida y poder huir de las molestias con la presencia del hombre. Como resultado de este tratamiento, necesariamente el caballo joven adquirirá – no simplemente simpatía, pero unas ansias absolutas por los humanos. Se puede conseguir un buen trato, tocando, acariciando y dando palmadas a esas partes donde la criatura así desea ser manejado. Estos son las partes mas peludas, o donde, si hay algo que le molesta, el caballo puede como mínimo aliviarse el solo.”

“El mozo debería haber recibido para sacar a su carga por las multitudes, acostumbrándolo a todo tipo de objetos y ruidos; y si el potro muestra señales de aprehensión ante elles. el mozo deberá enseñarle – no con crueldad, si no con manejo gentil – que realmente no son tan formidables.”

“Pero si comida y ejercicio a vista de fortalecer el cuerpo del caballo son temas de primera consideración, no es menos importante prestar atención a los pies. Una cuadra con suelo liso y humedecido pudrirá el mejor casco que la naturaleza pueda dar.”

“El mejor precepto – la regla de oro – al tratar con un caballo es nunca acercarse a el de una forma enfadada. El enfado llevara al hombre hacer cosas que en un estado mas calmado le harían arrepentir. Por lo tanto, cuando un caballo evita cualquier objeto y se niega acercarse a el, le deberás enseñar que no hay nada de que temer, particularmente si es un animal asustadizo; a falto de, toca el objeto tu mismo, y luego le llevas con tranquilidad al objeto con ronzal . El plan opuesto de forzar a una criatura temerosa con golpes solo intensifica el miedo, el caballo mentalmente asocia el dolor que sufre en dicho momento con el objeto de sospecha, el cual considera naturalmente su causa.”

 “Pero posiblemente no estas contento con un caballo útil de guerra. Te gustaría encontrar un animal para mostrar, un animal atractivo, con grandeza en su porte. Si es así, deberías abstener de pegarle estirones en la boca con el bocado, o aplicarle espuela o látigo – métodos adoptados comúnmente por personas para un efecto fino, pero de hecho consiguen todo lo contrario a sus metas. Es decir, arrastrándole la boca hacia arriba dejas el caballo ciego en vez de vivo hacia lo que tiene delante suyo; y los latigazos y espolazos distraen la criatura hasta el punto de asombro y peligro.”

“Entrenándolo para adoptar los mismos aires y sus gracias que asume naturalmente cuando presumiendo lo mejor de si, tiene a lo que aspiras – un caballo que disfruta de ser montado, un animal esplendido para mostrar, la felicidad de todos que le vean.”

Para nosotros, sin embargo, la mejor forma de instrucción, como vamos repitiendo, es dejar que el caballo sienta que cualquier cosa que haga en obediencia a los deseos del jinete serán seguidos por descanso y relajación.”

“Siguiendo una declaración de Simón, lo que un caballo haga bajo compulsión lo hace a ciegas, y su espectáculo no seria mas bonito que la de una bailarina enseñado con látigo y palo. El espectáculo de hombres y caballos así tratados muestran gesticulaciones torpes en vez de elegancia y belleza. Lo que necesitamos es que el caballo de su propia voluntad nos muestre sus mejores aires y pasos a señales fijas.”

“La majestuosidad de los hombres se descubre mejor en su trato grácil de estos animales.”

Puedes leer la obra completa (en ingles) siguiendo este enlace:  http://ebooks.adelaide.edu.au/x/xenophon/index.html

About these ads

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s